MÁS 20 MIL DOCENTES DE LA REGIÓN DE CAJAMARCA SERÍAN VACUNADOS

Pedro Castillo: “No estamos acá para hacer ningún gesto para desestabilizar, dividir, ni golpear la democracia”

Cecilia Chacón y hermano de Chlimper pagaron tasas para anular votos de Puno

Guillermo Bermejo no descarta participación de Vladimir Cerrón en eventual gobierno de Pedro Castillo

Con tenedores o a mano: Hallazgo de un pastor desata “fiebre del diamante” en Sudáfrica

La Contraloría General de la República detectó falta de transparencia en reporte de contagiados y fallecidos de Covid-19

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

En su último informe de gestión, “Control en la pandemia por la COVID-19”, la institución también detectó una “inadecuada gestión para la adquisición” de plantas y concentradores de oxígeno medicinal.


La Contraloría General de la República detectó «una inadecuada gestión para la adquisición e instalación de equipos (dispositivos que no cumplían con los requisitos mínimos para su abastecimiento)» en relación a las plantas y concentradores de oxígeno medicinal.

En su último informe de gestión, “Control en la pandemia por la COVID-19”, la entidad también reportó la «falta de control (de estas plantas) en el abastecimiento y almacenamiento en distintas partes del país» el marco de la lucha contra la pandemia del Covid-19.


Por otro lado, en relación a las campañas de vacunación contra el virus en nuestro país, la institución presidida por el contralor Nelson Shack, registró «problemas en el proceso de inmunización, por ejemplo, inadecuada programación de jornadas de vacunación», hecho que genera «saldos de vacunas al final de cada jornada».

«(Se registró) falta de protocolos de utilización de saldos de vacunas; indebida disposición de residuos biomédicos generados durante el proceso de vacunación; sustracción y pérdidas de vacunas; lento avance en el proceso de vacunación de la población objetivo de la primera fase; transparencia en las bases de datos de los vacunados, entre otros», comunicó la Contraloría.

Además, se indica que se recibieron alertas de una vacunación que no se estaría efectuando según la priorización establecida por el Ministerio de Salud en el interior del país, la cual debería desarrollarse respetando los parámetros establecidos en el Plan Nacional de Vacunación contra la COVID-19, empezando por personal del sector Salud, Defensa, Interior y adultos mayores.

Las deficiencias detalladas en el documento es el resultado de los más de 12 mil informes elaborados, notificados y publicados durante el primer año de la pandemia, y que requieren una atención prioritaria por parte de las autoridades actuales y futuras.

«A pesar de los esfuerzos desplegados, y los más de S/ 133 millones asignados para enfrentar la pandemia por la COVID-19, el aparato estatal demostró serias debilidades institucionales y deficiencias que no han permitido que se tomen decisiones oportunas para la contención del virus, las mismas que serán un foco prioritario para la labor de control durante el 2021», aseguró el contralor general.

Reporte de contagiados

Otra situación que la Contraloría califica como «preocupante» es la «falta de transparencia, y consistencia, en el reporte de contagiados y fallecidos a causa de esta enfermedad».

«Las cifras reportadas por las Direcciones Regionales de Salud superan largamente a lo registrado y publicado por el Ministerio de Salud (…) el número de fallecidos reportado por el MINSA, al 15 de marzo, estaría subestimado en 138% comparado a lo reportado por el Sistema Informático Nacional de Defunciones (…) para finales de abril, el porcentaje asciende a 176%», precisaron.

Fuente de Información Caretas

Noticias Recientes